domingo, 4 de enero de 2015

Los mejores créditos rápidos o microcréditos

Los créditos rápidos online son la mejor opción para obtener dinero rápido de forma sencilla sin necesidad de realizar papeleos y sin aval, ya que es un producto creado para prestar dinero a personas que no podrían obtenerlo de otra forma. Es posible obtener hasta 800 euros en 10 minutos a través de microcréditos online y hasta 10.000 euros en 24 horas a través de créditos rápidos.

A continuación te mostramos las entidades donde puedes obtener créditos rápidos online, pudiendo obtener hasta 6.000 euros sin aval y hasta 10.000 euros pudiendo necesitar un aval.

Cofidis: En Cofidis vas a poder obtener hasta 6.000 euros sin aval en 48 horas, pudiéndolo devolver hasta en 4 años y necesitarás simplemente una nómina, pensión o justificante de ingresos periódicos. Para ello tendrás que rellenar un formulario de solicitud online indicando tus datos personales y enviar una copia del justificante de ingresos, de la cuenta bancaria y de tu DNI o NIE. Dispondrás de una línea de crédito para que utilices el dinero cuando lo necesites y solamente pagues por el tiempo que tengas el dinero en tu poder.

Bigbank: En Bigbank vas a poder conseguir hasta 10.000 euros en 48 horas de forma sencilla y rápida, ya que simplemente tendrás que rellenar un formulario de solicitud online y esperar a que se pongan en contacto contigo para indicarte la viabilidad de la operación. Podrás obtener hasta 6.000 euros sin aval y con nómina y hasta 10.000 euros sin nómina, siendo posible que te soliciten un aval, dependiendo de tu situación económica. Podrás devolver el dinero en cómodas cuotas mensuales hasta en 5 años y desde 6 meses.

Si necesitas menos cantidad de dinero o no cumples las condiciones que te solicitan para obtener créditos rápidos, puedes obtener microcréditos online, con los que podrás obtener hasta 1500 euros en 10 minutos sin aval, siendo posible obtenerlos sin nómina e incluso con ASNEF:

Ok Money: En Ok Money vas a poder solicitar hasta 600 euros en 10 minutos a devolver en un periodo máximo de 30 días. La ventaja que tiene es que los nuevos clientes pueden solicitar hasta 200 euros gratis y es posible devolver el dinero con antelación ahorrando intereses. No es necesaria nómina ni aval.

Kredito24: Kredito24 ofrece hasta 750 euros en 15 minutos de forma sencilla, pudiendo devolver el dinero en 30 días sin necesidad de nómina ni aval.

Vivus: Vivus ofrece hasta 800 euros a 30 días en 15 minutos sin necesidad de nómina ni aval para solicitarlos. Además, los créditos hasta 300 euros para nuevos clientes no tienen ni intereses ni comisiones ni honorarios.

Wonga: Wonga ofrece hasta 600 euros a devolver hasta en 60 días sin aval y te solicitará que tengas ingresos periódicos para obtenerlos. Dispone como promoción de poder solicitar préstamos hasta en 60 días y pagar solamente por los primeros 30 días del mismo.

Zaimo: Zaimo ofrece hasta 1500 euros a devolver hasta en 12 mensualidades, pudiendo obtener el dinero sin nómina ni aval y disponiendo de condiciones personalizadas y pudiendo ahorrar en intereses realizando pago con antelación del dinero.

Cómo solicitar mini créditos rápidos online

Las entidades de microcréditos rápidos online se caracterizan por ofrecer dinero al instante, pudiendo conseguir hasta 1500 euros en 10 minutos de forma sencilla y simplemente rellenando un formulario online. Para ello, tan solo tienes que seleccionar la entidad financiera de mini créditos y rellenar el formulario de solicitud online, que suele basarse en tu nombre, dirección, teléfono móvil, correo electrónico y número de cuenta bancaria, que será utilizada para enviarte el dinero.

La entidad de mini créditos rápidos se pondrá en contacto contigo unos minutos después de haber enviado el formulario de solicitud online informándote de la aceptación o denegación de la solicitud y, si está resulta ser afirmativa, te enviarán el dinero al instante a través de transferencia bancaria normalmente, aunque pueden enviártelo de otras maneras, como por ejemplo a través de HalCash.

Cuáles son los requisitos necesarios para poder disponer del dinero

Dependiendo de la entidad financiera, tendrás que cumplir unos requisitos u otros, por lo que es muy importante comprobar cual se adapta a tus necesidades financieras y así obtener el dinero de forma más sencilla y rápida.

Entre los principales requisitos para obtener dinero rápido a través de este tipo de préstamos están los siguientes:
  • Tener la residencia en España y disponer de un documento nacional de identidad o número de identificación de extranjero.
  • Ser mayor de edad.
  • Disponer de una cuenta bancaria en una entidad bancaria del país.
  • Disponer de un teléfono móvil y una dirección de correo electrónico.

Dependiendo de la entidad financiera vas a necesitar disponer de una nómina, pensión o justificante de ingresos para disponer del dinero. Hay entidades que ofrecen préstamos sin preguntar acerca de este concepto.

Otro concepto a tener en cuenta es estar en listados de morosos, como ASNEF o RAI, donde al igual que en disponer de nómina, hay entidades que ponen como requisito no estar en estos listados y otras no.

Por último comentar que este tipo de préstamos es sin aval, por lo que no necesitas presentar ninguno como garantía de pago, siendo tu persona la propia garantía. En el caso de solicitar más de 6000 euros es posible que te soliciten un aval dependiendo de tu capacidad económica de afrontar el pago de la deuda. Esto te lo comunicarían una vez solicitado el préstamo.

Ventajas de los créditos rápidos online

Los créditos rápidos online tienen muchas ventajas que hay que aprovechar, como son la rapidez y la sencillez para solicitarlos, pudiendo conseguir dinero al instante sin necesidad de cumplir apenas requisitos, por lo que son ideales para situaciones de emergencia económica, donde disponer del dinero de forma rápida prima sobre el precio del préstamo.

No es necesario realizar ningún tipo de papeleo, ya que se solicitan a través de Internet simplemente rellenando un formulario online y sin tener que enviar documentación. Es posible que te soliciten que les envíes cierta información, pero se puede enviar de forma sencilla a través de correo electrónico

Existen entidades financieras donde es posible devolver el dinero de forma anticipada ahorrando intereses u honorarios, por lo que puedes solicitar dinero al máximo plazo y posteriormente devolverlo cuando dispongas de nuevo de él, siendo como una línea de crédito, ya que una vez devuelto podrás volver a solicitar otro préstamo si lo necesitas.

Por último, este tipo de préstamos son confidenciales, no registrando su solicitud u obtención en ningún registro, a no ser que no devuelvas el dinero en su plazo que podrías ser incluido en registros de morosos como ASNEF o RAI. Esta es una ventaja debido a que ninguna entidad bancaria podrá saber si has solicitado un préstamo en este tipo de entidades, algo que podría perjudicarte a la hora de solicitar préstamos personales.

Desventajas de los créditos rápidos online

Entre las desventajas que podemos encontrar en los créditos rápidos online están el precio que vas a tener que pagar por el dinero prestado, ya que son préstamos más caros que los préstamos personales. Tenemos que diferenciar dos casos:

En el caso de los créditos rápidos online de entidades como Cofidis o Bigbank, los tipos de interés aplicados son algo mayores que los de los préstamos personales pero suelen ser inferiores a los de las tarjetas de créditos. Existen algunos casos en los que los tipos de interés pueden acercarse e incluso ser inferiores a los de los préstamos personales.

En el caso de los mini créditos rápidos, no se aplican tipos de interés (TAE) y se aplican honorarios en su caso, debido a que la devolución es al finalizar el plazo de devolución. Estos honorarios son superiores a los tipos de interés y en el momento de su solicitud te serán indicados para que sepas en todo momento cuanto tendrás que pagar.

Otra desventaja de los créditos rápidos online es que no suelen ser préstamos de mucho capital, ya que suelen ser de hasta 600 euros a pagar en 30 días en el caso de los mini créditos o de hasta 10.000 euros a devolver en varios años en el caso de los créditos rápidos. Lo normal es solicitarlos para pequeños imprevistos en los que se necesita el dinero de forma inmediata.